En 2019, se espera que la venta de autos en México caiga por tercer año consecutivo, pero marcas como BMW, Infiniti, Jaguar y Lincoln, tienen un arsenal para superar este escenario

Para afrontar este escenario, los planes del sector automotriz de lujo incluyen ofrecer productos cada vez más estratégicos y sin confiarse en el rubro del financiamiento.
Responder a las tendencias del mercado
Siendo una de las marcas que más unidades vende en el sector de lujo mexicano, BMW ha apostado por traer productos que en otro momento no habría pensado.

Maru Escobedo, CEO de la firma en México, explica que desde hace año y medio han apostado por ofertar productos que están gustando a los clientes en México, como los vehículos de la categoría SUV.

“El año pasado hicimos el lanzamiento y renovación de prácticamente toda la gama X, y este año lanzaremos el X7. Esto nos ha ayudado porque en la industria hay una preferencia a este tipo de vehículos”, indicó Escobedo.

La compañía inglesa Jaguar-Land Rover también notó esta tendencia y ha alimentado el crecimiento de las dos marcas incluso a doble dígito.

“La tendencia positiva obedece a que estamos lanzando vehículos que el mercado está demandando desde hace un par de años, como Jaguar I-Pace. Los SUV son vehículos cada vez más demandados en México, y este segmento, al ofertarlo en Jaguar, nos representa ganar en participación de mercado”, dijo Erika De Witt, brand director de Jaguar Land Rover México.

Esta nota originalmente se publicó en Expansión

Compartir

Dejar respuesta