Sebastian Telfair puede ser considerado como uno de esos muchos casos en los que un jugador, o deportista en general, que en principio prometía llegar muy alto se acaba estrellando por su mala cabeza. El que fuera jugador de Blazers, Timberwolves, Clippers o Thunder entre otros podría enfrentarse a una condena de hasta 15 años de cárcel por posesión ilegal de armas según publican en TMZ Sports.

El ex base de 33 años fue detenido en junio de 2017 en Brooklyn después de que las autoridades encontraran numerosas armas en su coche. Entre lo encontrado en el vehículo del jugador habría tres pistolas y lo que parecía un rifle semiautomático además de abundante munición, un chaleco antibalas e incluso algo de marihuana.

Telfair, quien fue calificado como «violento y suicida» por su propia mujer, se declaró inocente, pero un jurado de Nueva York le ha considerado culpable de un delito grave de posesión de armas.

Nacido en la misma ciudad de Brooklyn, Telfair decidió dar el salto a la NBA directamente desde el instituto al ser considerado uno de los dos mejores bases, y uno de los seis mejores jugadores, de su generación en Estados Unidos. Así pues, los Portland Trail Blazers apostaron por él en el número 13 del Draft de 2004, pero su carrera nunca llegó a alcanzar las expectativas generadas.

 

Esta nota originalmente se publicó en Marca

Compartir

Dejar respuesta