FCE sale de asociación que entrega premio en la FIL Guadalajara

0
1

El Fondo de Cultura Económica (FCE) sale de la Asociación Civil Premio de Literatura en Lenguas Romances que entrega el premio en la Feria Internacional del Libro (FIL) de Guadalajara, anunció Paco Ignacio Taibo II, quien asumió la dirección general del FCE desde el 2 de marzo, tras las modificaciones a la Ley Federal de las Entidades Paraestatales.

“El Premio FIL de Literatura está dotado con 150 mil dólares y se entrega como reconocimiento al conjunto de una obra de creación en cualquier género literario”, informa la FIL de Guadalajara en su página de Internet; sin embargo, Taibo no informó cuánto dinero aportaba al premio o a la asociación.

“Revisamos la participación del Fondo de Cultura Económica en las ferias de este país, el número de millones que se destinaban a acciones paralelas o dentro de Guadalajara y cuánto le dábamos a la Feria del Libro de Oaxaca (FILO), cuánto a la de Yucatán o el Zócalo de la Ciudad de México”, indicó el escritor.

Taibo dijo que la conversación con la FIL de Guadalajara había sido “amable” y respecto a las cifras comentó que entre la Dirección General de Publicaciones de la Secretaría de Cultura, Educal y FCE sumaban poco más de siete millones de pesos.

“El premio estaba empaquetado dentro de algo que se llama promoción o patrocinio. No le entramos al patrocinio ahora. Nosotros tendremos que resolver el problema de hospedaje de autores que llevamos. A Oaxaca no le dábamos nada, ya pactamos que enviaremos material de mueblería y con al menos cinco autores a quienes invitaremos; nos haremos cargo de sus gastos, además de un stand de Educal y el Fondo. Este año vamos a participar en un centenar de ferias del libro”, comentó el director del Fondo.

El también escritor hizo un balance de acciones tomadas a 62 días de gestión en el FCE. Entre estas decisiones están el término de contrato con empresas que no daban prestaciones a trabajadores y firma de convenios con editoriales e instituciones para coeditar títulos que sean publicados a bajo costo.

“Este primer balance es porque hoy en la tarde sometemos nuestra primera etapa de gestión al Órgano Mayor del Fondo de Cultura Económica. Hace 62 días encontramos al Fondo como una empresa, como un ‘rey desnudo’; era una empresa que conjuntaba una empresa con un catálogo impresionante, construido a lo largo de muchos años, (pero) con una pasmosa ineficiencia”, declaró Taibo II.

Comentó que en los primeros 62 días de trabajo encontraron 12 mil libros “perdidos” en las bodegas de Madrid, además pidió que se averiguara la situación de 52 libros, lista que le interesaban desde el proceso de transición.

“Descubrimos que el 90 por ciento (de esos 52 libros) estaban agotados y que se habían perdido los derechos porque no se habían renovado los contratos y que si los queríamos publicar teníamos que volver a contratar a los herederos. Simultáneamente se firmaron contratos millonarios para obras completas, pero no teníamos los derechos para publicar los libros clave de esas obras, esos derechos los tenían otras editoriales”, indicó.

El escritor señaló que planteará modificar el Estatuto Orgánico del Fondo de Cultura Económica para que el sello editorial pueda realizar donaciones, dado que existe una normativa que le prohibe hacer donaciones y eso provocó que las bodegas estén llenas, aunque la nueva administración tiene la política de no destruir ningún libro, pese a los 8 millones que encontraron embodegados en bodegas de Educal y FCE, y los 136 mil libros destruidos en 2018 durante la administración anterior.

Con respecto a las 11 filiales en el extranjero, Taibo informó que de todas esas librerías, sociedades y centros culturales, dos estaban cerradas y “todas perdían dinero al grado que los pasivos se volvían de hasta un millón 300 mil dólares al año. No había una sola que tuviera números negros y funcionalidad. Había llegado a la dirección de estas filiales el primo de no sé quién y no había política de promoción, las ediciones locales estaban almacenándose. Eran más que nada un escaparate formal de México priista o panista en el extranjero”.

Como parte de las acciones para revertir los números negros de las 11 filiales, Taibo informó que serán cambiados los directores a excepción de quien está al frente de la filial en Guatemala.

El funcionario dijo que la Feria Internacional del Libro Infantil y Juvenil (FILIJ) seguirá en la Ciudad de México y serán realizadas otras dos en el norte y sur del país, aunque no precisó el lugar.

“Redujimos los costos de la FILIJ, era tremendamente cara, rebajamos los costos para poder hacer las otras dos”, comentó el escritor quien también aclaró que el Remate de Libros no desaparece sino que se hará en una fecha y lugar aún por definirse. Agregó que del proyecto Tierra Adentro están en proceso de edición tres próximos libros.

«El Fondo se dirige en la calle no en Picacho Ajusco», dijo Taibo II para señalar que aunque las oficinas centrales del Fondo están en la Carretera Picacho-Ajusco 227 va a estar en la calle, «sobre todo en provincia”.

Otras acciones alcanzadas a 62 días, informó Taibo, fueron el lanzamiento de un plan de reducción de precios en libros con costo de $49.5, $20 y $8, que hasta el 18 de marzo se habían vendido más de 54 mil ejemplares; además se lanzó la colección Vientos del Pueblo, conformada por obras breves e ilustradas que van de los 11 a los 20 pesos.

 

Esta nota originalmente se publicó en El Universal 

Dejar respuesta