A 84 días de que asumiera la presidencia, Andrés Manuel López Obrador retornó a su tierra natal, Macuspana, Tabasco, para arrancar el programa ‘Crédito Ganadero a la Palabra’.

Ante sus paisanos reunidos en un rancho a las afueras de Macuspana, el presidente recordó que él echó a andar ese programa hace 40 años, al inicio de su carrera política.

«En ese entonces, cuando comencé como director del INI en Tabasco, iniciamos el programa de Crédito Ganadero a la Palabra en ejidos, aquí en Candemayor, en Clemente Reyes, en Palomas, en toda esta región”, comentó el presidente.

El presidente recordó que la ganadería tuvo un auge que declinó debido a que esa actividad se abandonó para privilegiar importaciones de carne.

«En Tabasco querían mucha fortaleza a la ganadería y la agricultura, y se fue abandonando al grado que como no tenía valor el ganado y no había ningún tipo de apoyo se empezó a sembrar palma”, expuso.

El programa ‘Crédito Ganadero a la Palabra’ tendrá prioridad en los estados de Campeche, Chiapas, Guerrero, Nayarit, Michoacán, Oaxaca, Quintana Roo, Tamaulipas, Tabasco, Yucatán y Zacatecas.

Durante el mitin, integrantes de la Sección 14 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Industria Petrolera le exigieron, con altavoces y a gritos, que destituyera a sus dirigentes gremiales, entre ellos a Carlos Romero Deschamps.

«Tengan cuidado, mucho ojo, que el dirigente sea honesto, que no sea ventajoso, que no sea corrupto y que los trabajadores sepan elegir libremente, pero eso es lo que viene”, dijo.

Por la noche encabezó un mitin en Salta de Agua, Chiapas.

TENEMOS QUE APURARNOS, SOLO SON SEIS AÑOS Y NO ME VOY A REELEGIR

El presidente de la República Andrés Manuel López Obrador dijo que tiene que apurarse a trabajar para consolidar los programas de su gobierno, “porque sólo son seis años y no me voy a reelegir”.

Soy partidario del sufragio efectivo y de la no reelección, por eso no me voy a reelegir, recordó el mandatario federal.

Durante la presentación del programa ‘Crédito Ganadero a la Palabra’ que lanzó esta tarde desde su natal Macuspana, Tabasco, el presidente puntualizó que “mientras el creador me dé vida o lo permita la ciencia, voy a trabajar todo el tiempo en favor del pueblo”.

«Son muchas las demandas del pueblo, con razón, pero ahí vamos a ir, poco a poco, puede que se tarden, la justicia tarda, pero llega. Vamos a ir resolviendo los problemas», dijo en un ambiente de fiesta y calor, con su guayabera empapada en sudor.

BENDICEN A LÓPEZ OBRADOR A SU LLEGADA A VILLAHERMOSA

A su arribo al Aeropuerto Internacional de Villahermosa, Tabasco, el presidente Andrés Manuel López Obrador fue ungido, entre el tumulto que acudió a recibirlo, con aceite bendito traído desde Israel.

Francisco Enríquez, quien dijo ser Siervo de Dios fue uno de los cientos que recibió a López Obrador, en la terminal.

Se acercó por detrás al presidente, rebasando al equipo de la Ayudantía y a reporteros que grababan en audio y video al titular del Ejecutivo y lo tocó en la cabeza.

Enríquez tenía sus manos empapadas con lo que dijo era aceite bendecida.

Tras ungirlo en medio de la marabunta, comenzó a gritar bendiciones hacia el presidente.

«¡Sea bendecido en el nombre de Jesús! ¡Rompemos toda maldición que haya sobre usted!”, lanzó el hombre entre los empujones que le propinaba el equipo de la Ayudantía y demás personas que buscaban acercarse a López Obrador para entregarle sus peticiones.

Cuando el presidente arriba a Tabasco el número de personas que acuden para entregarle sus cartas con peticiones provocan tumultos considerables.

 

Esta nota originalmente se publicó en Excélsior

Compartir

Dejar respuesta