Ecatepec vive en la indignación luego de que policías estatales mataron a una joven de nombre Karla que no se detuvo en un retén en la vía Morelos. Los informados le marcaron el alto cuando viajaba en su automóvil, sin embargo, la joven no detuvo la marcha.

«A efecto de exigir modificar la estrategia de seguridad en el Estado de México, Karla de 21 años de edad le quitaron la vida elementos de la policía estatal porque su vehículo no se detuvo en un operativo”, indicó Octavio Martínez uno de los vecinos del municipio.

Los vecinos exigen que sean castigados los elementos que participaron en dicha acción quienes ya fueron detenidos.

«Estamos exigiendo que él elemento o los elementos que participaron en este crimen sean procesados por homicidio y no únicamente como una falta administrativa como está planteando el gobierno del estado”, sentenció.

Los inconformes aseguran que son constantes los atropellos y abusos de los policías tanto estatales como municipales.

«Se le tiene más miedo a la policía estatal que a los propios asaltantes, retenes ilegales, fabricación de delitos, robos, todo eso lo hace la policía estatal y no hay una autoridad, hacemos un llamado al gobernador para que ya pare estas agresiones hacia el municipio de Ecatepec”, agregó otro de los habitantes de nombre Armando Gaona.

«Vine porque a mi hijo y a un vecinito los agarraron los patrulleros los golpearon y los confundieron con unos rateros y los rateros se fueron y a ellos les pegaron. Los policías se llevan a los inocentes y a los rateros no les agarran porque les tienen miedo, porque los rateros los van a recibir a plomazos”, comentó María Martínez, otra de las vecinas.

Ahora solo piden justicia para Carla y que diversos organismos civiles y de derechos humanos puedan estar presentes en los operativos.

El pasado lunes, la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) puso a disposición de la Fiscalía General de Justicia a los tres elementos involucrados en estos hechos. De acuerdo a los primeros informes los hechos se suscitaron luego de que Juan Manuel «N», de 36 años de edad, conductor del vehículo tipo Tsuru, sedan color blanco, arrollara a un elemento de esta corporación para evitar que fueran revisados en un filtro de seguridad instalado en el punto de referencia.

 

Esta nota originalmente se publicó en Excélsior

Compartir

Dejar respuesta