El insólito hecho ocurrió en Reino Unido; al oír al animal, su propietario abrió los ojos tres días antes de lo previsto

CIUDAD DE MÉXICO.- Dicen que los perros son ángeles sin alas, y una historia dada a conocer recientemente lo comprueba de nueva cuenta.

En Reino Unido un can se convirtió en un animal de terapia luego de despertar a su amo, que se encontraba en coma inducido.

Teddy, una cruza entre schnauzer y poodle, ayudó a que Andy Szasz abriera los ojos y se recuperara de un coma inducido por motivos médicos en diciembre de 2016 en un hospital en Southampton (Inglaterra).

De acuerdo con información de The Times, sus ladridos hicieron que Szasz abriera los ojos tres días antes de lo previsto.

Su propietario estaba en cuidados intensivos a causa de una neumonía sufrida mientras luchaba contra cáncer intestinal.

Después de que la primera visita diera resultados, los médicos decidieron permitir que Teddy visitara regularmente a Szasz para ayudarlo a recuperarse.

Ahora, el animal es oficialmente un perro de terapia que visita a enfermos en hospitales, hogares de ancianos y escuelas en todo Reino Unido.

 

Esta nota originalmente se publicó en Excélsior

Compartir

Dejar respuesta