El Centro de Documentación e Investigación Judío de México, que une la antigua Sinagoga Rodfe Sedek y el nuevo edificio Charles y Alegra El Mann, en la colonia Roma, se inauguró ayer

CIUDAD DE MÉXICO.- La nueva sede del Centro de Documentación e Investigación Judío de México, que une la antigua Sinagoga Rodfe Sedek y el nuevo edificio Charles y Alegra El Mann, en la colonia Roma, se inauguró ayer durante un acto al que asistió Beatriz Gutiérrez Müller, esposa del presidente Andrés Manuel López Obrador.

En el evento de apertura del espacio responsable de custodiar y resguardar el patrimonio documental que conforma la colectividad de la comunidad judía en México, también participaron el escritor Paco Ignacio Taibo II y el presidente del patronato del Museo Memoria y Tolerancia, Isaac Chertorivski.

En su intervención, Salomon Cherem, presidente de la comunidad Maguén David, recordó que la antigua Sinagoga Rodfe Sedek fue la primera casa en México de los judíos que llegaron de Alepo, Siria, y simboliza la intención de los inmigrantes de fincar su futuro en México.

El nuevo centro se integra por una biblioteca, una hemeroteca, un archivo, una fototeca, un archivo de historia oral y diversas bases de datos. Está formado por colecciones que datan del siglo XVI hasta el siglo XX, y tiene una biblioteca en la que destaca el Fondo del Libro Hebreo Antiguo, el Fondo México y el de Traducciones al idish y hebreo, y una hemeroteca con los primeros periódicos editados en idish en el país.

 

Esta nota originalmente se publicó en Excélsior

Compartir

Dejar respuesta