“No somos tapadera de nadie”, advirtió el presidente Andrés Manuel López Obrador al afirmar que su gobierno cooperará con el Poder Judicial en torno al caso Odebrecht.

“En todo aquello que afecte a que no haya justicia (Odebrecht) tiene que haber transparencia, no somos tapadera de nadie”, aseguró durante su conferencia matutina.

Luego de que una jueza concedió un amparo al ex director de Pemex, Emilio Lozoya, que obliga a la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales (Fepade) a pronunciarse de nuevo en el caso, el Presidente dijo que su administración está a favor de la transparencia, pero cuidará que la PGR no dé información que favorezca a los implicados en la investigación.

“Sobre Odebrecht hay instrucciones, en lo que a nosotros corresponde, de que se den todos los informes y estamos a favor de la transparencia, lo único que se tiene que cuidar es no dar motivo para que si la Procuraduría da información, esto sirva a los implicados como prueba de que no se está siguiendo el proceso debido, pero esto lo tiene que resolver la Fiscalía”, expuso.

López Obrador insistió en que su gobierno no omitirá datos sobre el caso Odebrecht y que serán cautelosos con los procedimientos que pudieran servir al inculpado para presentar pruebas y ser absuelto.

“No ocultar nada, no ser tapadera, sólo cuidar procedimientos que puedan servir al inculpado para presentar pruebas y ser absuelto, hay que ser cuidadosos, nada más eso, pero todo aquello que no tenga alguna limitante judicial se tiene que transparentar”, apuntó.

 

Esta nota originalmente se publicó en Milenio

Compartir

Dejar respuesta