Juan Carlos Medrano

El presidente del Tribunal Superior de Justicia, magistrado Raúl Bolaños Cacho Guzmán, admitió que la sociedad oaxaqueña demanda a los jueces y magistrados cumplir con eficacia el anhelo de los justiciables, que es recibir una justicia pronta, transparente y expedita.
Al rendir su Segundo Informe de actividades al frente del Poder Judicial ante el gobernador Alejandro Murat, sostuvo que no hay más fuerza de la palabra que la ley, “ni más luz que la interpretación de un juez o un magistrado al impartir justicia”.
Dejó en claro que la justicia no puede impartirse con presiones, ni al mejor postor, “porque estaríamos siendo cómplices de la impunidad, de ahí el por qué de nuestro interés ineludible en que nuestras resoluciones sean apegadas a los lineamientos que dicta la norma”.

Compartir

Dejar respuesta