En los primeros 10 días de implementación del programa «Diputada Amiga, Diputado Amigo», los legisladores documentaron extorsiones por parte de bandas delictivas a los migrantes mexicanos que en época decembrina regresan al país, ilícito que se ha dado con mayor énfasis en Tamaulipas.

Los diputados han recibido al menos 245 llamadas de migrantes mexicanos en el marco del programa, 46% de las cuales son por quejas sobre extorsiones por parte de bandas delictivas y por permisos de internación de vehículos con reglas poco claras.

«Sobre extorsiones las han sufrido migrantes por parte de bandas delictivas, especialmente en el estado de Tamaulipas, por personas encapuchadas que amagan con armas a los migrantes exigiéndoles una cuota de derecho de paso, y les indican que al regreso deberán cubrir la misma cantidad”, precisa el informe del diputado Gonzalo Guízar Valladares, presidente de la Comisión de Asuntos Migratorios.

El documento añade que se recibe una llamada por día en el Call Center que instalaron para atender a los connacionales. De las 245 llamadas en los primeros 10 días del programa, 36.1% son por quejas sobre procedimientos burocráticos de ingreso, o sobre aspectos en los cuales los connacionales sienten que fueron tratados inadecuadamente por funcionarios, sobretodo autoridades aduanales. Sólo 22% de esas llamadas fueron con motivos de orientación.

«Ante los diversos temas que abarcan las llamadas de los connacionales en retorno, se ha establecido comunicación son las autoridades correspondientes, a fin de fortalecer las acciones conducentes. Se sugiere a los migrantes trasladarse durante el día y en caravanas; así como se da seguimiento en un plazo de 24 horas máximos a las quejas o denuncias correspondientes”, agregó Guízar.

Dio a conocer que solamente 67 de los 500 diputados federales participan en el programa que inició el 11 de diciembre de 2016. Dos días después, el presidente de la Cámara, Javier Bolaños, anunció que el programa se extenderá a la red consular de México en Estados Unidos para orientar a los connacionales ante posibles abusos durante la presidencia de Donald Trump.

Los legisladores que participan en el programa se encuentran además en 96 puntos de 22 entidades federativas hasta el 6 de enero, sobre todo en los principales cruces fronterizos, puentes internacionales, aeropuertos internacionales, centrales de autobuses y puntos de revisión carreteros para dar información y apoyo a quienes lo requieran.

Con información de Excélsior.

Compartir

Dejar respuesta