La Procuraduría General de Justicia (PGJ) capitalina busca al asesino del bombero, Javier García Salinas.

El jefe de Gobierno, José Ramón Amieva, aseguró que no quedará ninguna diligencia pendiente en la investigación.

“Que no quedé ningún tipo de diligencia, de actuación, de esquema de investigación pendiente y, obviamente, todo esto va dirigido para identificar, rastrear y detener a la persona que victimó a este bombero”, dijo cuestionado sobre el tema.

Amieva indicó que se abrirá una mesa de dialogo, en coordinación con la Comisión de Derechos Humanos capitalina, para atender las denuncias de bomberos que denunciaron amenazas presuntamente por parte del grupo sindical de Ismael Figueroa.

Además, señaló que también se investigará por parte de la Procuraduría General de Justicia (PGJ) capitalina.

“Para que todo mundo esté pendiente cuál es el acompañamiento sobre estas amenazas y que se pueda sustentar en las investigaciones o en las carpetas de investigación. Para nosotros es un hecho verdaderamente lamentable, indignante, como es cualquier asesinato de una persona en la ciudad, el asesinato de esta persona que pertenece o pertenecía al cuerpo de bomberos”, dijo.

Javier García Salinas, fue ultimado el pasado viernes al interior de una tienda de abarrotes en la colonia Esperanza de la delegación Iztapalapa, cuando intentó huir de su agresor.

Con información de Excélsior

Compartir

Dejar respuesta