El niño Ángel Gael García Nájera de cinco años de edad murió por asfixia tras comer unas uvas en la escuela Centro Familiar No.9 Francisco Zarco, que depende del DIF en el Pueblo de San Juan de Aragón, en la delegación Gustavo A. Madero.

El incidente ocurrió el pasado miércoles 13 de septiembre debido a la poca capacidad de reacción por parte de la maestra y directora del Jardín de Niños, acusan los familiares.

Dulce, la tía del menor, fue la persona que llegó hasta el centro educativo para conocer el estado de Ángel y quien responsabiliza a las docentes del fallecimiento del menor al interior del plantel.

“Según un médico, lo estaban reanimando y ya no se movía, sólo le pedía ayuda”, aseguró la tía de Ángel.

En tanto la madre del menor, pide a las autoridades expliquen la muerte del menor “que me den la cara, porque no lo entienden. Ellos me lo entregaron muerto” y junto con el padre de la víctima claman justicia.

“Que nos den información sobre las maestras, están escondidas y no dan la cara”, aseguró Ángel Alfonso.

La mañana de este lunes, familiares de Ángel Gael bloquearon la calzada San Juan de Aragón y colocaron en el plantel educativo una serie de mantas, fotografías y letreros en donde claman justicia por el menor.

Con información de Excélsior

Compartir

Dejar respuesta