Tras recorrer Cintalapa, Chiapas, uno de los municipios con más daños por el sismo del 7 de septiembre, el presidente Enrique Peña Nieto ofreció un mensaje a los pobladores a quienes preguntó si han recibido la ayuda humanitaria.

Entre casas derrumbadas y escombros, el mandatario decidió adelantar la arenga para recordar a los héroes de la Independencia y remató con un “¡Viva Cintalapa, Viva Chiapas y Viva México!”.

 

En entrevista con Excélsior, el director del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), Mikel Arriola, informó que en el estado habilitaron 561 unidades médicas, para atender emergencias de traumatología, brindar apoyo psicológico y control de epidemias.

 

“Hoy estamos en vigilancia epidemiológica, no hemos tenido afortunadamente nada, junto con Cofepris hemos estado cuidando mucho el agua y la comida, y hemos estado dando, más o menos, por día alrededor de 40 consultas en cada una de las clínicas del estado”, detalló.

El director del Infonavit, David Penchyna, adelantó que buscarán un esquema para reconstrucción de casas.

 

 

Sin embargo, por tratarse de una zona rural, se enfrentan al reto de que la mayor parte de los damnificados no son derechohabientes, lo que complicará la llegada de apoyo a través de la institución.

Con información de Excélsior

 

 

Compartir

Dejar respuesta