El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anundió hoy que será durante las próximas dos semanas cuando su gobierno determine los cambios y reformas que buscará hacer en el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).

El mandatario hizo esta declaración durante la firma de una orden ejecutiva con la que ordenó una investigación federal para determinar si el acero importado a EU perjudica la seguridad nacional del país.
Durante el acto en la Casa Blanca, el presidente Trump retomó la disputa con Canadá sobre el comercio de leche y calificó las acciones de ese país como una “desgracia”.
“El Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) sea con México o Canadá es un desastre para nuestro país y vamos a reportar en las próximas dos semanas sobre el tratado y qué vamos a hacer”, finalizó.
“Este es el siguiente paso para hacer fuerte y prospera a nuestra economía nuevamente”, insistió Trump y volvió a quejarse de que los socios comerciales de EU se han estado aprovechando de la economía estadunidense, a través de prácticas como el “dumping” por vender productos por debajo de un precio justo.
Trump ha criticado públicamente a China por sus exportaciones de acero, pero una eventual acción de restricción de las importaciones podría afectar a todos los países que exportan acero a EU, encabezados por Canadá, México y Brasil.
El secretario de Comercio, Wilbur Ross, explicó en ese sentido que las averiguaciones por dumping o subsidios afectan a países particulares, pero la nueva investigación bajo la Sección 232 puede tener impacto generalizado sobre todas las importaciones de Estados Unidos.

Con información de El Universal.

Compartir

Dejar respuesta