José Antonio González Anaya, director general de Pemex, destacó que no incrementar el costo de la gasolina tendría un costo enorme; detalló que el movimiento en el precio del producto se debe a que el precio del petróleo subió “se pasó de un precio único a un precio máximo”.

Este movimiento se debe fundamentalmente a que el precio del petróleo subió, recordemos que a principios de 2016 el precio del petróleo era 20 dólares por barril, el precio de la mezcla mexicana; hoy el precio de la mezcla mexicana es de 45, si sube el precio del petróleo, inevitablemente sube el precio de la gasolina, seamos productores o no”, explicó González Anaya.

En entrevista para Grupo Imagen con Yuriria Sierra, González Anaya destacó que los precios de la gasolina en México son de los más bajos que hay en el mundo.

“Un país petrolero que tiene un nivel de desarrollo similar al mexicano como Brasil, tiene un precio de la gasolina muy superior al nuestro, a países Centroamericanos”, agregó.

Por otra parte, pidió a la ciudadanía no dañar las instalaciones de Pemex porque lo único que provoca es desabasto, tal y como podría pasar en cuatro estados que están llegando a nivel crítico.

“Estamos comprometidos con garantizar el abasto, pero también estamos comprometidos con la seguridad de nuestros trabajadores”, comentó.

Con información de Excélsior.

Compartir

Dejar respuesta