Publicada el 17-10-2016 (14:10:23)

“Project Titan”, la misteriosa iniciativa de Apple para construir su propio automóvil, estaría experimentando drásticos cambios, incluyendo la salida de cientos de empleados y una posible decisión que implicaría no diseñar un auto sino que trabajar en tecnología que luego sería licenciada a un fabricante del sector.

Según un reporte publicado este lunes en Bloomberg, los cambios están siendo aplicados por un nuevo equipo de liderazgo, encabezado por Bob Mansfield, ejecutivo de larga carrera en Apple pero que había dejado la firma hace un par de años.

Bajo esta nueva visión, el equipo de “Titan” ya no está trabajando en el diseño y construcción de un nuevo auto, que debía estar listo a principios de la década de 2020 y que incluiría funciones como un reconocimiento de la huella dactilar del usuario para iniciar un viaje y que tendría capacidades de conducción autónoma, aunque nunca se definió si sólo sería autónomo o si también incluiría un volante y pedales.

Ahora los ingenieros de “Titan” están trabajando en un sistema de conducción autónoma que luego podría ser licenciado a un tercero, posiblemente una empresa que ya tiene experiencia en el rubro automotriz. Aunque la compañía estaría dejando abierta la opción de retomar el diseño de su propio vehículo más adelante. Así, según Bloomberg, el equipo tendría una fecha límite de fines del próximo año para demostrar las capacidades del sistema para que la compañía tome una decisión final.

Con esto se adelanta en dos años la entrega del proyecto, luego que en 2015 se filtrara que la fecha que se manejaba internamente era 2019.

Con información de: El Universal

 

Compartir

Dejar respuesta