Publicada el 14-10-2016 (15:49:52)

benjamin-int

Es un mentiroso, ¿cómo pudo hacerlo?, lo pensé de todos, menos de él. Estos fueron algunos de los comentarios que Pablo Serment Rosique dijo mientras veía la entrevista en televisión en la que su hermano afirmó ser inocente de la muerte de sus padres.

Según un familiar cercano, quien pidió no se mencionara su nombre, Pablo le contó que cada vez que su hermano Benjamín mentía entrelazaba los dedos, de la misma forma en que lo hizo durante su plática con Joaquín López Doriga en televisión.

Incluso, a decir de la fuente, Pablo se enojó porque su hermano habló de la muerte de sus padres en televisión y, además, porque aseguró que extrañaba a sus padres.

El familiar cuenta que fue una noche dura para el mayor de los hermanos, ya que las declaraciones del presunto homicida cayeron como una bomba.

“Todos los que conocemos al muchacho sabemos cómo era. Esa forma de mirar, la posición de sus manos; incluso, hasta esa sonrisita cínica nos quitó a muchos la venda de los ojos”, contó el pariente de los Serment Rosique.

Y agregó: “Pablo sabía lo mismo que nosotros. Benjamín, está mintiendo”.

La fuente asegura que en el circulo cercano a la familia se sigue creyendo, “aunque nos duela”, que Benjamín y su novia Pamela Soto Miranda son los autores intelectuales del homicidio de los cineastas.

“Ellos lo planificaron todo”, insiste.

Y es que contó que sus parientes siempre calificaron a Pamela de arribista, controladora y posesiva.

Incluso coincidieron, en charlas familiares, que cuando Benjamín, de 22 años, comenzó su relación sentimental, su actitud cambio mucho, “se apartó de la familia y sólo dedicaba su tiempo a estar con ella”.

Otra cosa que también llamó la atención de Pablo y de la familia, fue la sonrisa que soltó Benjamín durante la entrevista en el interior del Reclusorio Oriente.

“Todos coincidimos que era la misma que mantuvo durante el velorio de su padre”, recordó el informante.

El hombre contó a Crónica que mientras Pablo miraba el televisor su enojo era evidente. Estaba desesperado, aturdido y por momentos se quedaba atónito.

El hijo mayor del matrimonio no daba crédito de las declaraciones. Por eso su molestia se hizo aún más evidente, indicó el familiar, quien narró repudió que Benjamín haya afirmado que cuando su padre estaba siendo acuchillado, él sólo pensaba en mantenerse vivo.

En tanto una amiga de la cineasta señaló que el menor de los hijos, se llevaba mal con León Serment y no con la madre, como lo afirmó Benjamín.

“Si me hubiesen dicho que mató a su papá me hubiera asombrado, pero no lo hubiese dudado. Pero saber que decidió la muerte de ambos aún me sorprende, él se llevaba bien con Adri”, comentó la mujer, quien también pidió el anonimato.

Dijo que Pablo no ha querido hablar con nadie, que se ha mantenido al margen de todos, incluso de su familia.

Con información de: Crónica

Compartir

Dejar respuesta