Las autoridades negaron reducir la sentencia de Erandy, la menor que en el año 2014 apúñalo 65 veces a su mejor amiga de preparatoria en su propia casa aprovechando que se encontraba sola y por viejas rencillas que presuntamente se habían generado entre ellas a través de las redes sociales.

La defensa de Erandy, había solicitado a la Juez en materia de justicia para adolescentes reducir la sentencia al 70 por ciento, alegando buena conducta dentro del Centro de Internamiento para Adolescentes (CIPA), y en caso de haberlo conseguido prácticamente significaría recobrar su libertad.

El padre de Anel, la menor que fue asesinada en la ciudad de Guamúchil, el señor Hugo Báez, acudió a la audiencia y dijo que hubiera sido lamentable que premiaran todavía más a quien le arrebato la vida de su hija.

La audiencia fue privada y únicamente estuvieron presenten los familiares de Erandy y Anel, quienes después de dos años volvieron a estar juntos para escuchar la decisión de la Juez.

Durante la audiencia también hubo un recordatorio a la familia de Erandy, de que deben cubrir el total de los gastos funerarios de Anel y la indemnización a la familia, de lo contrario no podrá recobrar su libertad, debido a que así fue acordado en la sentencia, la cual fue ratificada a cinco años.

LOS HECHOS

La noche del 20 de marzo de 2014 Erandy agredió con un cuchillo de cocina en más de 65 ocasiones a su amiga Anel, las jóvenes se encontraban solas en la casa de la víctima y la presunta asesina aprovechó la ocasión para atacarla.

En su momento señaló que el motivo que la llevó a cometer el crimen fue porque Anel realizó publicaciones de “fotos comprometedoras” en las redes sociales.

En ese entonces las estudiantes de preparatoria tenían 16 años de edad.

Con información de Excélsior.

Compartir

Dejar respuesta