Publicada el 04-10-2016 (09:44:20)

Acusó a la prensa de estar “obsesionado” con él, pero no negó la denuncia del NYT sobre los 18 años que burló al fisco. Acusó a Hillary de “no haber ganado un dólar honesto en su vida”

El candidato republicano a la Casa Blanca, Donald Trump, admitió ayer que se benefició de las “injustas” leyes fiscales estadunidenses, pero prometió cambiarlas si es presidente.

 

En sus primeras declaraciones, tras revelar The New York Times que estuvo 18 años sin pagar impuestos, denuncia que no fue desmentida por el magnate, el candidato presumió de haber usado de manera “brillante” las normas para pagar los menos impuestos posibles dentro de la ley.

 

“Honestamente he usado brillantemente esas leyes y, como he dicho a menudo, tengo una responsabilidad fiduciaria de no pagar más impuestos de lo que requiere la ley, o por decirlo de otro modo, de pagar lo menos que pueda y tengo que deciros que odio cómo gastan nuestros impuestos”.

 

Afirmó en un mitin en Colorado que “la injusticia de las leyes fiscales es increíble, es algo de lo que he hablado durante mucho tiempo pese a haber sido uno de los grandes beneficiarios de esas leyes, pero ahora estoy trabajando para ti, no para Trump”, afirmó a sus seguidores.

 

“Por eso entiendo el complejo sistema mejor que nadie y por eso puedo arreglarlo mejor que nadie y eso es lo que me comprometo a hacer”, añadió.

Trump ha tardado dos días en hablar sobre las revelaciones del NYT, que publicó el sábado que el magnate podría haber evitado, de forma legal, pagar impuestos federales durante 18 años gracias a una declaración de pérdidas de 915.7 millones de dólares en 1995.

“Están obsesionados”. “Los medios están obsesionados con estas informaciones de 1995, cuando las condiciones del mercado inmobiliario eran casi tan malas como en la Gran Depresión de 1929 y sin comparación con las de la recesión de 2008”, comentó el multimillonario neoyorquino sugiriendo que eran peores en los noventa.

Trump, que reiteró que conoce las “complejas leyes fiscales mejor que nadie que se haya presentado nunca antes a presidente” y que, por tanto, es “el único que puede arreglarlas”, aprovechó para acusar a su rival, la demócrata Hillary Clinton de no haber hecho “un dólar honesto en su vida”.

Horas antes, en un mitin en Toledo (Ohio), la demócrata propuso una ley que obligue a todos los aspirantes presidenciales a publicar sus declaraciones de impuestos y dijo que dejar que Trump arregle el sistema fiscal de EU es como “dejar al zorro cuidar el gallinero”.

Con información de: Agencias

 

Compartir

Dejar respuesta