Russian President Vladimir Putin attends a session of the St. Petersburg International Economic Forum 2016 (SPIEF 2016) in St. Petersburg, Russia, June 17, 2016. REUTERS/Grigory Dukor

El discurso de la OTAN en su cumbre de Varsovia, que intenta “demonizar” a Rusia para justificar sus proyectos defensivos, “empieza a cobrar formas hipertrofiadas”, advirtió hoy la vocera de la cancillería rusa, María Zajarova.
En un comentario sobre los resultados de la cumbre de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN), celebrada el fin de semana en Varsovia, Polonia, Zajarova señaló que la alianza atlántica centra su atención en contener la inexistente “amenaza rusa”.
Lamentó que la OTAN en vez de unir a todos los actores internacionales en la lucha antiterrorista y “hacer frente a un peligro real, y no imaginario, concentra sus fuerzas en contener una inexistente amenaza desde el Este”, según reportes de la agencia rusa de noticias Sputnik.
Las tentativas de “demonizar” a Rusia “cobran formas hipertrofiadas” y tienen como objetivo desviar la atención del papel destructivo de la OTAN y de algunos de sus aliados en provocar las crisis y mantener los focos de tensión en diferentes regiones del mundo, dijo Zajarova.
Opinó que la implementación forzada de los planes para instalar el escudo antimisil europeo desestabiliza el sistema de seguridad euroatlántica, además cree que ni Estados Unidos no la OTAN son conscientes de los riesgos que produce la militarización de la región europea.
“Las acciones deliberadas de Washington y Bruselas deforman el balance actual de las fuerzas”, dijo la portavoz, refiriéndose a los planes de la OTAN sobre la instalación forzada del sistema antimisil en Europa.
Rusia estudiará con profundidad todas las decisiones tomadas por los líderes de la OTAN a la espera de que la alianza argumente el próximo miércoles, en la reunión OTAN-Rusia, todas las acciones encaminadas a reforzar su presencia militar cerca de las fronteras rusas.
En su cumbre, del viernes y sábado pasados, los líderes de la OTAN acordaron desplegar cuatro batallones multinacionales en Polonia y en las tres repúblicas bálticas como principal medida de refuerzo militar en el este de Europa frente a Rusia.
En concreto, se emplazarán unos cuatro mil efectivos en cuatro batallones en Polonia, Estonia, Letonia y Lituania, liderados por Estados Unidos, Reino Unido, Canadá y Alemania, de manera respectiva.

Con información de Noticias MVS

Compartir

Dejar respuesta