Varios francotiradores dispararon el jueves contra agentes de policía en el corazón de Dallas, matando a cinco agentes e hiriendo a otros seis, durante una protesta por la muerte de dos hombres negros a manos de policía en la última semana.
Tres personas estaban detenidas y un cuarto sospechoso intercambiaba disparos con los agentes en un estacionamiento del centro de la ciudad, según dijo el viernes de madrugada el jefe de policía de Dallas, David Brown.
El sospechoso no está cooperando y ha dicho a los negociadores que pretende hacer daño a más agentes de la ley, indicó el jefe.
Parece que los agresores “planeaban herir y matar a tantos agentes como pudieran”, dijo Brown.
La búsqueda de los tiradores se extendió por el centro, una zona de hoteles, restaurantes, empresas y algunos apartamentos residenciales. La escena era caótica, con helicópteros sobrevolando la zona y agentes con rifles automáticos en las esquinas.
Las autoridades no están seguras de haber localizado a todos los sospechosos, señaló Brown.

Con información de AP

Compartir

Dejar respuesta