El ministro de Justicia británico, Michael Gove, afirmó ayer que Reino Unido debería ser liderado por alguien que luchó para que el país abandonara la Unión Europea (UE), lanzando de esta forma su campaña para reemplazar a David Cameron, primer ministro.
Cameron renunció tras la victoria del Brexit en el referéndum celebrado el 23 de junio de en el Reino Unido.
“Argumenté en favor de cambios específicos en la campaña del referéndum, creo en ellos, los haré realidad”, añadió el ministro de Justicia.
Gove indicó que pondrá “fin a la supremacía de la ley de la UE, recuperaré el control de la democracia [de Reino Unido]”, controlará la inmigración y reducirá el número de ilegales que llegan.
Además, usará el dinero destinado actualmente a la UE para el servicio de salud británico. Gove también afirmó que si lo elegían líder de los conservadores, él quería tener conversaciones preliminares exhaustivas antes de que Reino Unido invocase el artículo 50, el proceso formal para dejar la UE, y que no esperaba que eso ocurriese antes de fines de año.
De acuerdo con la agencia de noticias PA, sus declaraciones fueron un desafío directo a la ministra del Interior, Theresa May, quien dejó en claro sus intenciones de ingresar a Downing Street el jueves y que hizo campaña por la permanencia en la UE.
El ministro de Justicia anunció el jueves que quería ser primer ministro y dijo que no creía que Boris Johnson, ex alcalde de Londres y promotor del Brexit, estuviera a la altura. Johnson se retiró de la contienda.
De acuerdo con informes de los medios, cada vez más diputados están del lado de May, que es vista como posible reconciliadora del partido, dividido tras el Brexit.
Además de Gove y May, también se declararon interesados para una candidatura Stephen Crabb, secretario de Bienestar; Liam Fox, ex secretario de Defensa, y Andrea Leadsom, parlamentaria firme defensora del Brexit. El proceso de elección de los tories comienza el martes. Primero se consulta a los diputados, que deben elegir dos candidatos que luego se someten al voto de los miembros del partido. Hasta el 9 de septiembre debe estar claro el o la nueva presidenta del partido y con ello el nuevo jefe de jobierno.
Por su parte, el presidente de Francia, François Hollande, aseguró ayer que la decisión de los votantes británicos de sacar a Reino Unido de la Unión Europea es irreversible. “La decisión está tomada y no puede postergarse o anularse”, declaró al término de un encuentro con David Cameron, con ocasión de una ceremonia para recordar el centenario del inicio de la Batalla del Somme.
El mandatario galo también precisó que posteriormente “se le dará un estatus a Reino Unido, que no seguirá en la UE, pero que podrá seguir vinculado al mercado único”.

Compartir

Dejar respuesta